martes, 7 de mayo de 2013

ORACION A SAN GABRIEL DE LA DOLOROSA PARA UNA GRAN NECESIDAD




¡Oh bienaventurado san Gabriel de la Dolorosa!,
que, por vuestra afectuosísima devoción
a la insigne Virgen afligida al pie de la cruz,
llegasteis a ser espejo de inocencia,
modelo de santidad, dechado de virtudes
y prodigioso por los innumerables milagros
obrados en derredor de vuestro sepulcro, 
dadnos vuestro incomparable auxilio 
para que podamos cubrir nuestras necesidades. 

Dignaos mirarme benévolo desde el Cielo
y alcanzadme de la generosidad divina 
todas las gracias necesarias para mi salvación. 

 
Haced que obtenga las fuerzas necesarias
para prevenir los peligros del alma,
despreciar los halagos del mundo,
neutralizar las asechanzas del demonio,
triunfar sobre mis pasiones, llorar mis culpas, 
secundar con generosidad de corazón
las divinas inspiraciones
y labrar mi santificación mediante un afecto sincero
a la Pasión de Jesús
y a los Dolores de mi Madre María,
a fin de que,
siguiendo vuestros ejemplos aquí en la tierra,
pueda igualmente haceros compañía
en las Alturas por toda la eternidad. 
Así sea. 

ORACIÓN DE PETICIÓN 

San Gabriel de nuestra Madre Dolorosa, 
te suplicamos con todos nuestros afectos:
custódianos, defiéndenos, auxílianos,
ruega por nosotros sin cesar, 
pide por nuestro hogar y familia, 
por los seres que amamos, 
por nuestro matrimonio, por nuestros hijos, 
por nuestros padres, por nuestros hermanos, 
para que vivamos en la paz y la tranquilidad, 
con una vida digna y sin agobios ni tristezas, 
danos tu bondad y por medio de tu intercesión   
consigue que recibamos lo que solicitamos, 
por favor, auxílianos en esta gran necesidad: 

(haz la petición confiadamente). 

Elevamos a ti, san Gabriel, nuestras plegarias, 
en la confianza que seremos escuchados 
y que por tu muy eficaz asistencia 
recibiremos lo que hemos solicitado. 

San Gabriel amado y admirado, en plena confianza, 
con nuestra esperanza puesta en ti, 
te suplicamos, oh dulce Santo, 
obtennos la gracia particular que hemos pedido, 
para la mayor gloria de Dios 
y para el bien de las almas. 

Por último, obtennos de Jesucristo Crucificado, 
a través de María, Nuestra Señora de los Dolores, conformidad a la voluntad de Dios y la paz 
para que siempre podamos vivir la vida cristiana, 
a través de todas las etapas de la vida presente, 
para que podamos ser un día feliz contigo 
en la presencia de nuestro Padre Celestial. 

Por Jesucristo nuestro Señor. 
Así sea. 

Oh Dios, Señor nuestro misericordioso, 
que enseñaste a san Gabriel de la Dolorosa 
a meditar asiduamente y sentir como propios, 
los dolores de tu dulcísima Madre, María Santísima, 
y le concediste alcanzar por Ella 
las cumbres de la santidad.

Concédenos a nosotros, 
por su intercesión y valioso ejemplo, 
vivir tan unidos a tu Madre Dolorosa 
que gocemos siempre de sus cuidados, 
de su auxilio y maternal protección. 

Tú, que vives y reinas por los siglos de los siglos. 
Amén. 

Reza la Salve, Padrenuestro, Avemaría y Gloria. 
La oración, junto a los rezos que se indican, 
se hace con mucha fe y confianza 
durante tres días seguidos.

0 comentarios:

Publicar un comentario

SÍGUEME EN FACEBOOK

Entradas populares

Entrada destacada

SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS, ORACIÓN PARA PEDIR IMPOSIBLES

Jesús, mi Dios y Señor, mi amigo y hermano, que nos prometiste derramar abundantes bendiciones,  y con una generosidad verdadera,  ...

 
Blogger Templates