domingo, 25 de abril de 2021

LA JERARQUÍA ANGELICAL, LOS 9 COROS

 


Existen varias versiones sobre las órdenes o coros angelicales. Entre las autoridades eclesiásticas que han presentado sus versiones de las órdenes están San Ambrosio, San Jerónimo, el papa Gregorio el Grande y las Constituciones de los Apóstoles. 

Entre las autoridades hebreas están Moisés Maimónides, el Zohar, el Maseket Azilut y el Berith Menusha. Otras versiones nos vienen de Isidoro de Sevilla, Juan de Damasco, La divina comedia de Dante y la obra sobre alta magia de Francis Barrett titulada "El mago". Pero la versión más comúnmente aceptada es la de Pseudo-Dionisio, la cual data del Siglo VI y fue adjudicada erróneamente a Dionisio el Aeropagita, quien vivió en el Siglo I de la Era Cristiana. 

Se dice que Dionisio fue el primer obispo de Atenas y que fue martirizado por los romanos durante el reinado del emperador Domiciano. Las obras que se le adjudican son "La Jerarquía Celestial" y La Jerarquía Eclesiástica, pero en realidad éstas fueron escritas muchos años más tarde por un grupo de neoplatonistas que utilizaron su nombre. 
Por ello a estos autores anónimos se les conoce como Pseudo-Dionisio, es decir, el falso Dionisio. Estas obras, las cuales se cree fueran publicadas en Syria o Egipto, son citadas por primera vez en el Segundo Consejo de Constantinopla. 
No fue hasta el Siglo VII que los escritos de Pseudo-Dionisio aparecieron en Europa, pero finalmente fueron la inspiración de muchos teólogos y escritores cristianos como Santo Tomás de Aquino, Dante Alighieri y John Milton.

De acuerdo a Pseudo-Dionisio existen tres órdenes angelicales, cada una compuesta de tres coros, haciendo nueve coros en total. En otras versiones la cantidad de coros varía. Por ejemplo, según San Ambrosio y San Gregorio existen nueve coros, pero no en el mismo orden que Pseudo-Dionisio. San Jerónimo solo citó seis coros pero Santo Tomás en su magna obra, "Summa Teológica", acepta el orden exacto de Pseudo-Dionisio. 

Por otra parte, las autoridades hebreas citan diez en vez de nueve coros porque sus cálculos están basados en las diez esferas del Árbol de la Vida, el cual es parte intrínseca de la Cábala hebrea. Aquí vamos a utilizar el concepto de los nueve coros angelicales de Pseudo-Dionisio pero tomando también en consideración la versión cabalística de diez coros de acuerdo a la Cábala hebrea.

La jerarquía celestial Pseudo-Dionisio es esta: 

Primera Orden— Esta Orden, con sus tres Coros, controla el Orden del universo y la manifestación de la Voluntad Divina, la cual llevan a cabo. 
Son: 1. Los Serafines 2. Los Querubines 3. Los Tronos.

Segunda Orden— Esta Orden con sus tres Coros representan el Poder de Dios y están a cargo de gobernar los planetas, especialmente la Tierra. También llevan a cabo los mandatos de los Ángeles de la Primera Orden y dirigen los Ángeles de la Tercera. Son:
4. Las Dominaciones 5. Las Virtudes 6. Los Poderes.

Tercera Orden— Esta Orden, con sus tres Coros, son los que protegen y guían a la humanidad y elevan nuestras plegarias al Creador. Son:
7. Los Príncipes o Principalidades 8. Los Arcángeles 9. Los Ángeles 

Como vemos en esta lista, los Ángeles forman el noveno y ultimo coro celestial de la Tercera Orden. Es decir, a pesar de que a todos los miembros de las huestes celestiales se les conoce como ángeles, existe un coro en especial que lleva este nombre. Esto significa que algunos mensajeros celestiales solo son Ángeles, mientras que otros, además de ser ángeles, ocupan otras posiciones más exaltadas en la Jerarquía Celestial. Expresado de otra manera, todos pertenecen al noveno coro y son Ángeles, pero algunos también pertenecen a coros superiores como los Arcángeles, Querubines o Serafines. 

Vamos ahora a describir cada coro angelical. 

1. SERAFINES

Este es el más elevado de los Coros Angelicales. La tradición hebrea los describe como serpientes de fuego, ya que la serpiente es un símbolo de curación y sabiduría. El título de Serafín está compuesto de SER, que significa "espíritu elevado" y RAFA, que significa "el que sana". Un Serafín es entonces "un espíritu elevado que sana". 

El nombre de Rafael, el médico divino, no pertenece a este Coro y está compuesto de RAFA y de EL, que significa hijo de Dios. Rafael entonces significa "el hijo de Dios que sana". 

Los Serafines son descritos como seres brillantes e incorruptibles. Su resplandor es tal que ninguno de los otros Coros pueden mirarlos de frente. Un ser humano sería desintegrado al instante si pudiera llegar frente a la presencia de un Serafín en toda su gloria. Su misión es la de controlar y dirigir la energía divina que fluye del Trono de Dios y la de inflamar el corazón del ser humano de amor hacia Dios. Por esto se conocen como los Ángeles del Amor. 

El profeta Isaías es el único que los menciona en el Antiguo Testamento, en el capítulo sexto del libro que lleva su nombre, donde los describe con cuatro caras, símbolo de los cuatro vientos y cuatro elementos y seis pares de alas. Con dos alas se cubren los pies, con dos vuelan y con dos se cubren el rostro. Cada ala es del tamaño del cielo. Los Serafines rodean al trono de Dios entonando continuamente el Triságono Divino: Santo, Santo, Santo, Señor Dios de los Ejércitos. 

Debido a que son los que más cerca están del Trono divino, y arden continuamente en el amor a Dios, los Serafines se conocen como los "seres ardientes". Los Príncipes Regentes de los Serafines son Metratón, Miguel, Serafiel, Jehoel, Uriel, Shemuel y Natanael. 

2. QUERUBINES:

 Este es el Segundo Coro angelical. El concepto del Querubín como un bebé adorable y regordete con alitas es completamente erróneo. Estos bebés alados no son Querubines sino Querubes, mejor conocidos en el arte como Putti. Los Querubines fueron también los ángeles que Dios puso como guardianes en la entrada del Edén con una espada llameante. 

La palabra Querubín proviene de "karibu", y es de origen asirio y significa aquel que reza o intercede. Entre los asirios los Querubines eran criaturas aladas con el rostro de un león o de un hombre y el cuerpo de una esfinge, de un águila o de un toro. 
En el Antiguo Testamento, en el Libro del Éxodo, Dios ordena a Moisés colocar la imagen de un Querubín a cada lado del Arca de la Alianza con las alas extendidas. 
El profeta Ezequiel los describe con cuerpos humanos, cuatro alas y cuatro rostros, cada uno mirando para un punto cardinal distinto. El rostro que mira hacia el frente es el de un hombre; el de la derecha representa a un león; el de la izquierda a un toro; y el de atrás a un águila. Estos son símbolos de los cuatro elementos, agua, fuego, aire y tierra y las cuatro triplicidades astrológicas, representadas por los signos de Acuario, Leo, Tauro y Escorpión. 

Ezequiel también nos dice que estos seres divinos se cubren el cuerpo con dos de sus alas y vuelan con las otras dos. San Juan, en Revelaciones, describe a los Querubines con seis alas en vez de cuatro y cubiertos de infinidad de ojos, una descripción que es más allegada a la de los Serafines. 

En la tradición judía los Querubines representan al viento y son los que dirigen a la Merkabah o carruaje de Dios y cargan su Trono en andas. Los musulmanes creen que los Querubines fueron creados de las lágrimas vertidas por Miguel Arcángel por los pecados de los fieles. Su nombre entre los musulmanes es Al-Karubiyan, que significa los que están cerca de Alá. 

Se dice que de los Querubines, que son la esencia de la Sabiduría, fluye una sutil esencia de conocimiento, la cual reciben directamente de Dios. Entre los nombres que se le dan están: "las Criaturas Vivientes", "Criaturas Aladas" y "Bestias Sagradas". Los Príncipes Regentes de los Querubines son Gabriel, Querubiel, Ofaniel, Rafael, Uriel y Zofiel.

3. TRONOS:

Este es el Tercer Coro y su nombre deriva del hecho de que están frente al Trono de Dios. Su misión es la de inspirar fe en el poder del Creador. Se dice que habitan en el Tercer o Cuarto Cielo. También se dice de ellos que son los encargados de llevar a cabo la justicia divina. Algunas autoridades los identifican con las ruedas de fuego descritas por Ezequiel en su visión apocalíptica. 

Estas criaturas son descritas por el profeta como ruedas llameantes cubiertas de infinidad de ojos, las cuales se mueven siempre en unión a los Querubines. En la Cábala se conocen como la Merkabah o carruaje divino, el cual los Querubines cargan en andas. 

Entre los nombres que se les dan están las "Ruedas". En hebreo se les identifica a veces con los Ofanim y otras veces con los Arelim o Erelim. Los Príncipes Regentes de los Tronos son Orifiel, Zafkiel, Jofiel y Raziel.

4. DOMINACIONES O DOMINIOS:

Este es el Cuarto Coro, el cual también se conoce como los Señores y son los que adjudican sus labores o misiones a los ángeles menores. La majestad de Dios es revelada a través de ellos. 

Estos ángeles no se manifiestan a menudo a los seres humanos ya que parte de su misión es la de mantener el orden en el Cosmos. 

En la Cábala se identifican con los Hasmalim. Entre sus símbolos de autoridad está el cetro y el orbe que simboliza al mundo, y una espada, como símbolo de su autoridad sobre las demás criaturas. Según la tradición angelical los Dominios se visten de verde y dorado. Este Coro recibe sus instrucciones de los Querubines y de los Tronos. 

Su nombre es derivado de la epístola de San Pablo a los Corintios, donde menciona a los Dominios, los Tronos, las Potencias y las Principalidades. El segundo Libro de Enoch también alude a los Tronos como parte de los ejércitos angelicales. 

Se dice de los Dominios son canales de misericordia y que habitan en el Segundo Cielo. Sus príncipes regentes son Zadkiel, Hashmal, Zakariel y Muriel.

5. VIRTUDES: 

Este es el Quinto Coro y, según su nombre lo indica, son los que confieren el don de la virtud a los seres humanos, especialmente gracia y valor. Las Virtudes presiden sobre los elementos en el mundo material y rigen el proceso de la vida celestial. Son los que están a cargo del movimiento de los planetas, estrellas y galaxias y controlan las leyes cósmicas. La astronomía y la astrofísica son regidas por este Coro. 

En la Tierra, las Virtudes están a cargo de la naturaleza y de las leyes que rigen al planeta, incluyendo todos los fenómenos naturales. De acuerdo a Santo Tomás de Aquino, las Virtudes son el Coro que está a cargo de llevar a cabo los milagros en la Tierra. Los ángeles que ayudaron en la Ascensión de Jesús eran también miembros del Quinto Coro celestial. 

Las Virtudes están asociadas con los santos y con todos los héroes que batallan contra el mal. Se dice que fueron las Virtudes las que le dieron suficiente valor a David para destruir al gigante Goliat. En la Cábala se conocen como los Malachim o los Tarshashim. Los príncipes regentes de las Virtudes son Miguel, Gabriel, Uzziel, Peliel, Anael, Harnaliel, Barbiel, Sabriel y Tarshish.

6. PODERES O POTENCIAS: 

Este es el Sexto Coro y su misión principal es la de ser guardianes y protectores del orden en el cielo y también evitar que los ángeles del mal destruyan al mundo. Se dice que este coro angelical fue el primero en ser creado por Dios, aunque la tradición nos dice que Dios creó a todos los ángeles a la misma vez. Este Coro tiene permiso divino para castigar y perdonar y también para crear de acuerdo a la voluntad divina, llevando a cabo sus designios. 

Parte de la misión de los Poderes es la de ayudar al ser humano a resistir las tentaciones del mal y a vencerlo, inclinándolo al amor a Dios y a sus leyes. Los Poderes residen entre el Primer y Segundo Cielo y guardan el camino al Cielo. Actúan también como guías de las almas perdidas y son los que escriben la historia de la humanidad. 

Los Poderes también se conocen como Autoridades, Potencias o Potencialidades, Dynamis y Potentados. Según algunas autoridades, la mayor parte de los ángeles rebeldes pertenecían al Coro de los Poderes antes de su caída. Se dice que uno de estos ángeles caídos, llamado Crocell, le reveló al Rey Salomón que aún tenía la esperanza de hacer las paces con Dios y regresar a los Poderes. Los Príncipes Regentes de los Poderes son Gabriel, Verchiel y Camael, a menudo identificado con Samael.

7. PRINCIPES O PRINCIPILALIDADES: 

Este es el Séptimo Coro y está a cargo de proteger a todos los reyes, príncipes, jueces y gobernantes de la Tierra, iluminándolos para que hagan decisiones justas. También protegen a las naciones, las organizaciones grandes, las religiones y a los príncipes de la iglesia, incluyendo al Papa. Sus símbolos son el cetro, la cruz y la espada. 

Los príncipes regentes de este coro son Anael, Cerviel y Rekiel. Los príncipes celestiales se conocen como Sarim.

8. ARCÁNGELES: 

Este es el Octavo Coro y está a cargo principalmente de interceder por los pecados o debilidades de los seres humanos frente al Trono Divino, especialmente la ignorancia. Son también los que batallan continuamente contra Satanás y sus legiones para la protección del mundo. 

De acuerdo a la tradición judía, los Arcángeles están íntimamente relacionados con los planetas. Otras autoridades nos dicen que están conectados con los 12 signos zodiacales. Pseudo-Dionisio los describió como los portadores de los decretos divinos. 

Los Arcángeles son mencionados tanto en el Antiguo como en el Nuevo Testamento. La Epístola de Judas relata que cuando el Arcángel Miguel estaba disputando con Satanás por el cuerpo de Moisés después de la muerte de este, no presumió a pasar juicio sobre el espíritu infernal sino que le dijo, "El Señor te rechaza". 

Existe una gran confusión respecto a los Arcángeles y muchos ángeles que no pertenecen a este Coro y se llaman con este título. Esto se debe a que en el comienzo de la angelología, solo se reconocían dos clases de entidades celestiales: los Arcángeles y los Ángeles. Fue con el trabajo de escritores como Santo Tomás de Aquino, San Agustín y el grupo de Pseudo-Dionisio que las distintas órdenes angelicales fueron propiamente organizadas. Por esta razón, los ángeles más elevados se llamaban Arcángeles, una costumbre que persiste en tiempos modernos. 
Pero no todos los ángeles superiores son Arcángeles. Por ejemplo, Sadkiel, Camael, Casiel, Azrael y Asariel, que se cuentan entre los regentes de los signos zodiacales, no son Arcángeles, pero se les llama a menudo con este título. En realidad todos estos ángeles pertenecen a Coros de una jerarquía superior a los Arcángeles. 

Los príncipes regentes de esta orden son Metratón, Miguel, Rafael, Uriel, Gabriel, Barbiel, Barachiel y Jehudiel.

9. ÁNGELES: 

Este es el Noveno Coro y su misión principal es la de actuar como intermediarios entre Dios y los seres humanos. A pesar de que todas las huestes celestiales se conocen como ángeles, este es un Coro específico y entre ellos se encuentran los Ángeles Guardianes. 

Los Ángeles son el Coro Celestial que más cerca está de los seres humanos, a quienes ayudan constantemente. Se dice que existe una escuela para los Ángeles en el Sexto Cielo donde los Arcángeles los instruyen. Esto nos lo relata Enoch, quien dice haber visitado esta escuela durante su visión apocalíptica del Cielo. 
Entre los temas que estudian los Ángeles en esta escuela están la astronomía, la ecología y la oceanografía, además de la vegetación terrestre y la celestial y la psicología de los seres humanos. 

Todos los Ángeles que vio Enoch en esta escuela tenían los mismos rostros y estaban idénticamente vestidos. Los príncipes regentes del Coro de los Angeles son Gabriel, Chayyiel, Adnakiel y Faleg.

La jerarquía angelical Moisés Maimónides

Esta versión esta basada en la tradición cabalística y las diez esferas del Árbol de la Vida, que es el esquema central de la Cábala hebrea. 
De acuerdo a los teólogos y escolásticos judíos, especialmente Maimónides, la Jerarquía Angelical está compuesta de diez coros celestiales. Es difícil determinar la identificación de los nombres hebreos de los coros con los nombres cristianos, especialmente porque aparecen en orden distinto. Esta identificación que sigue esta basada en los estudios sobre la Cábala.

Cábala hebrea: Cristianismo

1. Chaioth ha Quaddosh: Poderes 
2. Ofanim (Auphanim): Tronos 
3. Arelim (Erelim): Príncipes 
4. Chasmalim (Hasmalim): Dominaciones 
5. Seraphim: Serafines 
6. Malachim Virtudes 
7. Elohim: Arcángeles 
8. Bene Elohim: Angeles 
9. Cherubim: Querubines 
10. Ashim (Ishim): Almas de los santos.

Cada uno de los coros dados en esta lista forma parte de los atributos de las esferas del Árbol de la Vida, las cuales se conocen como Sefiroth o Séfiros. Como se puede apreciar en la lista, el orden de los diferentes coros en la Cábala es completamente distinto al sugerido por Pseudo-Dionisio. Doy esta lista aquí porque es importante en la práctica de la magia angelical. 

Las diferentes órdenes y coros angelicales son de gran importancia para el ser humano ya que todo lo que existe está regido por un ángel, incluyendo la vida y la muerte de una persona. 

De acuerdo al Libro de Jubileos, cuando Dios creó el universo, en el primer día de la Creación, también creó a todos los espíritus que son sus servidores. Entre estos están los ángeles de la Divina Presencia, los ángeles de la Santificación, los ángeles del elemento fuego, los ángeles del viento, de las nubes, de la oscuridad, de la nieve, del granizo, del trueno y el relámpago, del frío, del calor, de las cuatro estaciones, y de todas sus criaturas en la Tierra y en el Cielo. 

Por otra parte, según Enoch, los Ángeles no fueron creados el primer día de la Creación sino en el segundo. Debes saber que a través de cada coro angelical el ser humano recibe un don celestial, son estos: 

1. De los Serafines recibe el fervor de la fe y el amor a Dios.

2. De los Querubines recibe iluminación mental, poder y sabiduría.

3. De los Tronos recibe el conocimiento de corno fue creado y como dirigir sus pensamientos a cosas divinas.

4. De los Dominios o Dominaciones recibe la asistencia necesaria para subyugar a sus enemigos y perseguidores y alcanzar la salvación.

5. De los Poderes o Potencias también recibe ayuda para dominio de los enemigos materiales.

6. De las Virtudes recibe el poder de Dios para triunfar en la vida. 

7. De los Príncipes o Principalidades recibe el poder de controlar todo lo que lo rodea y adquirir conocimientos secretos o sobrenaturales.

8. De los Arcángeles recibe el poder de dominar a todas las criaturas de la tierra o del mar.

9. De los Ángeles recibe el poder de ser mensajero de la voluntad divina. Es por estas múltiples razones que los libros sagrados enseñan la importancia de conocer a los ángeles.

martes, 13 de abril de 2021

LOS BAÑOS LUSTRALES Y LOS AMULETOS DE LOS ÁNGELES


Un baño lustral es un baño ritual que se lleva a cabo con algunas de las plantas o flores que están asociadas con los ángeles planetarios y sus colores y se realizan en su día específico. Son muy efectivos y sus resultados son sorprendentemente buenos.
 
Son baños de limpieza y purificación que se hacen para, con ayuda de los Ángeles, quitar las malas vibraciones, atraer lo positivo, alejar las dificultades y despejar y abrir los caminos a la abundancia, el amor, la fortuna, el bienestar y la prosperidad. Con ellos puedes ver realizados tus sueños y cumplir las metas que te hayas marcado. 

miércoles, 7 de abril de 2021

ORACION A LA VIRGEN DE LORETO PARA PROSPERIDAD Y BIENESTAR EN EL HOGAR


La Virgen con el Niño rodeada de angeles y con una casa a sus pies

¡Virgen de Loreto! ¡Madre Inmaculada!
seas por los siglos bendita y alabada
con fe y esperanza a ti acudimos,
pues en tu ayuda con confianza creemos, 
con fe y esperanza te hacemos nuestras oraciones 
pues en tus maternales cuidados confiamos, 
acude a nuestros hogares y quédate en ellos, 
que tu Presencia se instale en nuestras casa 
y Tu amor nos bendiga y ampare.

ORACION A LA VIRGEN DEL CARMEN PARA AMPARO, DEFENSA Y PROTECCION


la Virgen con el Niño sentado en sus piernas mostrando el Escapulario y Angeles


¡Oh Virgen Santísima Inmaculada,
belleza y esplendor del Carmen!
Tú, que miras con ojos de particular bondad
al que acude lleno de esperanza ante Ti,
mírame benignamente con tus bellos ojos
y cúbreme con el maravilloso auxilio 
de tu maternal y muy eficaz protección. 

viernes, 2 de abril de 2021

CREACIÓN DE LOS ÁNGELES Y DESCRIPCIÓN DE SU IMAGEN



De acuerdo a fuentes canónicas todos los Ángeles fueron creados simultáneamente por Dios. Y por esto los Ángeles son seres inmortales pero no eternos ya que la eternidad es un atributo que solo le pertenece a Dios. Al final del universo, cuando se extingan todos los soles y todas las estrellas y galaxias, los ángeles también se extinguirán, pero mientras exista el universo su existencia es permanente. 

Los ángeles son superiores a los seres humanos y fueron dotados de una gran inteligencia al ser creados. 

SÍGUEME EN FACEBOOK

Entradas populares

Entrada destacada

SAGRADO CORAZÓN DE JESÚS, ORACIÓN PARA PEDIR IMPOSIBLES

Jesús, mi Dios y Señor, mi amigo y hermano, que nos prometiste derramar abundantes bendiciones,  y con una generosidad verdadera,  ...

 
Blogger Templates